UCB - DICIEMBRE  - “El espíritu de servicio y la formación en valores es el sello de la Universidad”: Saludo del Rector Nacional a la comunidad universitaria






“El espíritu de servicio y la formación en valores es el sello de la Universidad”: Saludo del Rector Nacional a la comunidad universitaria



Con motivo de las fiestas de fin de año, este 17 de diciembre el Rector Nacional de la Universidad Católica, Marco Antonio Fernández, se reunió con toda la comunidad universitaria en la sede  de la Regional Académica La Paz. 

En su salutación, la autoridad recordó que la Universidad  ha cumplido 52 años y que desde su creación la U.C.B.  ha sido una institución que ha aportado al desarrollo del país en aspectos  económicos y sociales formando  profesionales líder es en el país.


Recordó que en el mundo en general la academia es reconocida  como un órgano social muy importante porque es en este espacio  donde se cultiva algo fundamental  para la sociedad que es la capacidad de reflexión,  la formación del pensamiento crítico y el compromiso con el conocimiento y la verdad, aspectos que son inherentes a  la razón de ser de la universidad. Recordó que el reto de una Universidad Católica además es educar los ideales, los valores, las convicciones y los principios que son tan importantes en la vida de cualquier ser humano.


“Esta es justamente una de la funciones fundamentales de la Iglesia y nosotros como parte de la Iglesia como Universidad Católica, tenemos este desafío”.


Refiriéndose al tiempo de la Navidad,  señaló que  el nacimiento del Niño Jesús significa fundamentalmente esperanza: “cada año que nace el Niño Jesús rebrota en nosotros la ternura, la esperanza, sentimientos  que nos devuelven una dimensión vital que el mundo está perdiendo y que es la dimensión humana. La Universidad Católica  a ese humanismo le pone su sello: el humanismo cristiano que resume todos los valores que nos trae el nacimiento del niño Jesús”.


Marco Antonio Fernández animo a todos los miembros de la Universidad a afrontar el próximo año con espíritu de unidad, cultivando la esperanza, la alegría y  el compromiso con el trabajo, sabiendo que finalmente “en nuestra Universidad servimos al Señor y la Virgen”.


Finalizó señalando que “hemos querido reunirnos en este momento para reforzar este sentimiento de agradecimiento a Dios por lo que nos da y pedirle que nos siga bendiciendo  el próximo año, para así poder encarar los importantes planes de desarrollo en nuestras Unidades Regionales de La Paz, Cochabamba, Tarija, Santa Cruz y las Unidades Académicas Campesinas”.