Nuevos directores de carrera para Derecho y Administración de Empresas en sede La Paz

Los flamantes directores son el Dr. Edwin Cocarico, posesionado como Director de la carrera de Derecho y el Mgr. Fabrizio Zelada, posesionado como Director de la carrera de Administración de Empresas. Las nuevas autoridades académicas de la sede La Paz asumieron los cargos con el compromiso de

La posesión fue presidida por el Padre José Fuentes, Rector Nacional y Dra. Ximena Peres, Rectora de Sede La Paz y el Arzobispo de La Paz, monseñor Percy Galván.

En su saludo la Rectora de sede La Paz, dirigiéndose al nuevo director de la carrera de Derecho lo invito a trabajar en equipo para poder salir adelante encarando el reto de la administración de justicia formando profesionales idóneos con la identidad católica de la universidad.

Resalto que la carrera de Derecho de la sede La Paz tiene el equipo humano y técnico para realizar la investigación y así dejar el legado tanto a la institución como a la población.

A su turno las palabras para el director de la carrera de Administración de Empresas se enmarcaron en la motivación para continuar los desafíos de la carrera.
La carrera necesita una guía que sea buen estratega con liderazgo y oportuna intuición con creatividad y motivación y que responda a las expectativas de los estudiantes en un ambiente competitivo que demanda el mercado laboral.

En su mensaje el director Fabrizio Zelada expresó su beneplácito por asumir el desafío ya que la U.C.B. es un espacio donde se puede integrar la formación profesional, la experiencia laboral y el espacio espiritual.
“Agradezco la oportunidad de asumir esta dirección, de mi carrera del que soy un orgulloso ex alumno, ahora agradezco la oportunidad de guiar a un equipo que hoy está conformado por excelentes profesionales y docentes. Hoy pongo mi servicio a favor del estudiante, del padre de familia, del docente, colega, ex alumno, amigo y todo miembro de la universidad”, manifestó.

A su turno el director Edwin Cocarico refirió en su saludo la enseñanza que recibió en la carrera como ex alumno de la Universidad y que ahora le toca dirigir con el objetivo de lograr la simbiosis entre razón y fe.

“La carrera de Derecho debe fortalecer su identidad y misión católica formando en libertad personas humanamente virtuosas, equilibrada y justas. Avanzaremos juntos para cimentar las bases de un conocimiento científico riguroso, no divorciado de la fe disipando las tinieblas de la imposición”, dijo.

Más adelante el Rector Nacional  padre José Fuentes,  en sus palabras de cierre agradeció la gestión de los directores salientes  y exhortó a las nuevas autoridades a considerar  el dialogo con sus respectivas comunidades académicas}, trabajar en equipo, revisar los perfiles de los profesionales que forma la universidad y explorar las ofertas de posgrado que nuestro país requiere ´para ajustas las propuesta académicas a las demandas sociales.

Al director Edwin Cocarico se recordó que no basta solo con formar abogados para el litigio, sino que se tiene que formar verdaderos juristas siguiendo la tradición del desarrollo de una seria filosofía del derecho por la que se ha caracterizado la U.C.B.

“Es nuestra responsabilidad formar profesionales de la abogacía con sólidos valores, respeto por los derechos de la persona, amante de la honestidad profesional y que busquen el bien común sobre los intereses particulares, aunque luchar por la justicia en este momento tenga consecuencias”.

Citando el evangelio de las Bienaventuranzas: “Felices los que tienen hambre y sed de justicia porque serán saciados”,  el padre Fuentes enfatizó en la necesidad de formar personas que amen la justicia aunque amarla y luchar por un mundo justo no sea rentable y traiga problemas.

Dirigiéndose al director Fabrizio Zelada recordó que la carrera se encuentra en un momento de renovación y antes las nuevas demandas del mercado laboral y los nuevos escenarios post pandemia que demandan otras maneras de generar empresa.

Citando palabras del Papa Francisco sobre el trabajo dice: “la moderna organización del trabajo a menudo muestra una peligrosa tendencia a prescindir del trabajo humano y remplazarlo por la tecnología, pero que clase de productividad es esas que deja de lado la responsabilidad social y humana” (fin de la cita).

En ese sentido citando nuevamente las palabras de Jesús del evangelio de Lucas donde refiere que el que atesora riquezas para sí y no se enriquece ante Dios, no vale nada.

“No es para hacerse ricos que se estudia ciencias empresariales sino para mejorar el mundo pensando en los demás”, finalizó

Cerrando el acto, el arzobispo de La Paz, Monseñor Percy Galván expresó una felicitación a los nuevos directores y un saludo a todos los papas de la universidad por ser próximo el día del padre en Bolivia.

Facebook
YouTube
LinkedIn
Instagram